Marta Villanueva, directora general de la Fundación IDIS: «En los peores momentos la titularidad y los apellidos no importan»

La directora general de la Fundación IDIS, Marta Villanueva, destaca en una conversación con Hospitales Católicos de Madrid la colaboración que desde hace años mantienen ambas instituciones de cara a construir una mejor sanidad privada que vele por la salud y el bienestar de los pacientes.

“Todos nuestros valores tienen que ver con la transparencia, con la honestidad, con la responsabilidad social, con la defensa de los profesionales sanitarios, con la defensa de la calidad de los centros asistenciales y de la industria que hay alrededor del sector sanitario”, explica.

En cuanto a la labor y el papel de la sanidad privada en España, Villanueva destaca que “cerca de 12 millones de españoles eligen voluntariamente y de manera libre pagar una sanidad privada. Lo decides voluntariamente porque quieres una sanidad personalizada, exclusiva, que fomenta impulsa la calidad asistencial, la atención individualizada, la innovación exponencial en todos sus tratamientos, en todas sus pruebas diagnósticas…”.

En cualquier caso, defiende que cuando se trata de la salud del paciente, las siglas y los apellidos quedan en un segundo plano. De hecho, durante lo peor de la pandemia quedó claro lo importante que es la colaboración entre la sanidad pública y la privada: “Lo que importa es sanarse y curarse. La sanidad privada., desde el comienzo de la pandemia y desde antes de que se decretase el estado de alarma ha estado a plena disposición en hospitales, policlínicos y toda su tecnología a disposición de los pacientes”.

Hospitales Católicos de Madrid se suma a la firma del Manifiesto de los Religiosos Sanitarios ante la Ley de Eutanasia

Hospitales Católicos de Madrid, los Religiosos Camilos, la Orden Hospitalaria San Juan de Dios, CONFER y la Federación Lares subrayan la importancia de acompañar al paciente en el final de su proceso vital, velando por su bienestar y aplicando las herramientas necesarias para evitar que este sufra.
Los ocho centros que conforman el grupo hospitalario HCM, junto a sus compañeros sanitarios de otras instituciones y hermandades, se plantan frente a una Ley de Eutanasia que no ofrece garantías para los profesionales sanitarios que no quieran aplicarla.
“Nos importan las personas y tenemos la obligación de acompañarlas en su proceso vital. Morir con dignidad es disponer desde el inicio con las herramientas terapéuticas y el acompañamiento de profesionales y seres queridos. Para ello tenemos los Cuidados Paliativos”, ha declarado la presidenta de HCM, Olga Ginés, en la Jornada de Presentación del Manifiesto de los Religiosos Sanitarios ante la Ley de Eutanasia.
En cuanto a la norma, se han identificado varios errores conceptuales como los siguientes:
1. Se identifica la eutanasia como “muerte natural” cuando en realidad es una muerte provocada o violenta.
2. Se habla de “solución al sufrimiento”, cuando los cuidados paliativos alivian ese dolor del paciente.
3. Se establece la eutanasia como derecho, algo que obliga a nuestros profesionales a aplicarla.
Es por todo ello que, desde el respeto a la dignidad humana, como reza en el manifiesto, se exige no dañar la vida ni la integridad personal, sino promoverla y cuidarla, actuando para aliviar el sufrimiento dentro de un acompañamiento integral, la sedación paliativa correctamente indicada (cuando no son efectivas otras medidas) y administrada previo consentimiento del paciente. Asimismo, como encontramos también en el texto, es muy importante dejar claro que «acelerar la muerte, ya sea por acción o por omisión de tratamientos y cuidados debidos a cualquier persona al final de su vida o en situación de grave discapacidad, nos parece un daño irreparable que no estamos dispuestos a infringir a nadie», así como «que facilitar una acción suicida o una actuación homicida, aunque sea solicitada y aceptada por el propio interesado, es un error porque supone un desprecio por la dignidad humana, ya que suprime a la persona a manos de otras personas».
 

Olga Ginés Ferrero, nueva presidenta de Hospitales Católicos de Madrid

Olga Ginés Ferrero, gerente del Hospital Beata María Ana, toma el relevo de Miguel Ortegón Sánchez, que ha ocupado el cargo en los últimos tres años, al frente de Hospitales Católicos de Madrid (HCM). Con una amplia experiencia de casi dos décadas en el área socio-sanitaria, Olga Ginés, de 49 años y licenciada en Derecho por la Universidad Complutense de Madrid, asume su nuevo cargo hasta el mes de marzo del próximo año.

La nueva presidenta de HCM centrará el principal objetivo de su mandato en “la puesta en valor del papel de Hospitales Católicos de Madrid en la sanidad privada madrileña y su aportación a la misma, desde el punto de vista de la profesionalidad y la excelencia, con un cuadro médico de prestigio, la apuesta por la tecnología sanitaria y por unos servicios asistenciales y hosteleros que ofrecen los mayores estándares de calidad asistencial”.

Olga Ginés destaca, además, su intención de “continuar trabajando en la misma línea en la que lo han hecho mis antecesores, aportando lo mejor de mí, tanto desde el punto de vista personal, como desde el punto profesional”, e incide en la gran labor que han realizado, y que siguen haciendo, los centros de HCM durante la actual pandemia de coronavirus: “La aportación de todos y cada uno de nuestros centros ha sido y es muy importante en la lucha contra la pandemia, con nuestras puertas siempre abiertas para apoyar y atender a un porcentaje muy importante de pacientes”.

Además del nombramiento de Olga Ginés, también se han aprobado el resto de los nuevos cargos directivos. Así, la vicepresidencia será para Mario Álvarez, en representación del Hospital VOT San Francisco, mientras que Jesús Morillo-Velarde, de San Rafael, será el secretario y Tomás Martínez se hará cargo de la tesorería en representación del Hospital Nuestra Señora del Rosario.

Hospitales Católicos de Madrid es una entidad sin ánimo de lucro que tiene como objetivo prestar un servicio clínico-asistencial de la máxima calidad, con excelencia médica y tecnológica y con el compromiso social y humano que deviene del ideario católico, que prioriza el cuidado del paciente, su salud y su bienestar sobre cualquier otro.

HCM está formado por ocho complejos asistenciales de amplia historia y prestigiosa trayectoria: Beata María Ana, Benito Menni, Nuestra Señora del Rosario, San Francisco de Asís, San Miguel, San Rafael, Santa Elena y VOT San Francisco de Asís.

Papa Francisco, sobre la COVID-19: “La tempestad dejó al descubierto, una vez más, esa bendita pertenencia común de la que no podemos ni queremos evadirnos; esa pertenencia de hermanos”

Su Santidad el Papa Francisco publicó este domingo su tercera y, por ahora, última encíclica titulada Fratelli Tutti (hermanos todos), en la que casi toda la atención ha recaído sobre la pandemia del COVID-19, del que ha destacado que “la fragilidad de los sistemas mundiales frente a la pandemia ha evidenciado que no todo se resuelve con la libertad de mercado”.

Asimismo, ha dedicado unas especiales palabras a uno de los colectivos que peor lo han pasado en estos meses: nuestros mayores. “Vimos lo que sucedió con las personas mayores en algunos lugares del mundo a causa del coronavirus. No tenían que morir así, pero en realidad algo semejante ya había ocurrido a causa de olas de calor y en otras circunstancias: cruelmente descartados. No advertimos que aislar a los ancianos y abandonarlos a cargo de otros sin un adecuado y cercano acompañamiento de la familia, mutila y empobrece a la misma familia. Además, termina privando a los jóvenes de ese necesario contacto con sus raíces y con una sabiduría que la juventud por sí sola no puede alcanzar”.

También ha reivindicado la necesidad de remar todos en la misma dirección, de convertirnos en uno para superar esta situación: “Recordamos que nadie se salva solo, que únicamente es posible salvarse juntos. Por eso dije que “la tempestad desenmascara nuestra vulnerabilidad y deja al descubierto esas falsas y superfluas seguridades con las que habíamos construido nuestras agendas, nuestros proyectos, rutinas y prioridades. Con la tempestad se cayó el maquillaje de esos estereotipos con los que disfrazábamos nuestros egos siempre pretenciosos de querer aparentar; y dejó al descubierto, una vez más, esa bendita pertenencia común de la que no podemos ni queremos evadirnos; esa pertenencia de hermanos”.

 

Los grupos de trabajo COVID-19 de la Comunidad de Madrid y el Gobierno se reúnen esta tarde por primera vez

La Vicepresidencia de Madrid acoge hoy a las 18:00 el primer encuentro del denominado “Grupo Covid-19”, que reúne a representantes del Gobierno y la Comunidad con el objetivo de analizar y valorar semanalmente la situación epidemiológica de la región.

A la reunión asistirá el vicepresidente madrileño, Ignacio Aguado; el consejero de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero; el ministro de Sanidad, Salvador Illa, y la ministra de Política Territorial y Función Pública, Carolina Darias. Ayer, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, anunció que la creación de este grupo no respondía a una cuestión de tutelaje ni de evaluación de la actuación del ejecutivo de Isabel Díaz Ayuso, sino a un tema de apoyo y ayuda por parte del Estado.

Recordemos que el viernes la Comunidad anunció la limitación a seis personas de las reuniones al aire libre o en el interior en todo su territorio. Además, restringió la movilidad en 37 zonas como Carabanchel, Usera, Villaverde, Villa de Vallecas, Puente de Vallecas y Ciudad Lineal y en los municipios de Fuenlabrada, Humanes, Parla, Moraleja de Enmedio, Getafe, Alcobendas y San Sebastián de los Reyes.

De forma general, los aforos ya se han reducido al 50% y está suspendida la actividad en parques y jardines. Además, los establecimientos de hostelería, locales de apuestas y comercios tendrán que cerrar a las 22:00 horas. Queda restringida tanto la entrada como la salida de estas zonas salvo para cuestiones básicas como los desplazamientos al lugar de trabajo, a una citación judicial o para ir al colegio.

La Comunidad también anunció que realizará un millón de test a toda la población que vive en las zonas más afectadas por el virus.

Nuestros sanitarios, Premio Princesa de Asturias de la Concordia

Los Reyes Felipe y Letizia y la Princesa de Asturias han trasladado este miércoles su «inmensa alegría» por la concesión del Premio de la Concordia 2020 a los sanitarios españoles por su labor en primera línea para luchar contra la pandemia del COVID-19. El jurado del Premio Princesa de Asturias ha subrayado que los sanitarios españoles, el colectivo que más ha estado expuesto al virus, son un ejemplo de los valores más estimables del ser humano. De hecho, se calcula que más de 50.000 se han contagiado en nuestro país.

La Reina y la Infanta Leonor han expuesto su «admiración» y «agradecimiento» al colectivo sanitario por este «muy merecido premio». «Todos ellos, miles de personas de centros sanitarios públicos y privados y de otros servicios, han trabajado con espíritu de sacrificio, asumiendo graves riesgos personales, algunos incluso perdiendo la vida».

«Todos vosotros, mujeres y hombres que a lo largo de estos difíciles y durísimos meses os habéis enfrentado en primera línea a la pandemia, simbolizáis el espíritu de lucha que con tantas muestras de afecto, solidaridad y gratitud os ha sido reconocido a nivel nacional e internacional», ha destacado.

Ralph Lauren dona 12.000 prendas para los profesionales de HCM

Ralph Lauren ha elegido a HCM para la donación de 12.000 prendas destinadas a los trabajadores de nuestros 8 hospitales. La marca norteamericana quiere contribuir así a hacer más cómodo el trabajo del personal sanitario y del resto de compañeros que están dando lo mejor de sí mismos para combatir el Covid-19.

Les estamos muy agradecidos por este bonito gesto.

Otorrinolaringología: No dejes de prestar atención a otras patologías durante el confinamiento

Durante el confinamiento por Covid-19, la mayoría de los pacientes han permanecido en sus domicilios, por lo que numerosas pruebas diagnósticas han sido aplazadas y muchas enfermedades no han podido ser evaluadas. De ahí que, en el campo que le corresponde, la Dra. Nieves Mata, jefe del Servicio de Otorrinolaringología del Hospital Nuestra Señora del Rosario, llame la atención sobre algunos síntomas o signos que pueden alertarnos y recomiende una revisión preferente de diferentes patologías de oído, nariz, voz, boca/faringe y cuello.

“Si tenía una intervención programada, solicite una nueva valoración en consulta para determinar la progresión de la enfermedad o su estado actual de salud”, aconseja.

Oído

– La supuración crónica de oído de más de seis semanas de evolución sugiere la existencia de un colesteatoma o de una otitis media crónica que puede complicarse con afectación del órgano del equilibrio (vértigo) o parálisis facial.

– La aparición de parálisis facial en un niño con dolor de oído puede requerir la colocación de tubos de ventilación.

– El dolor de oído reflejo (otalgia refleja) es un síntoma de los tumores de laringe y faringe.

– La pérdida brusca de audición es debida normalmente a un tapón de cera, pero puede ser el síntoma clave de la sordera súbita y requiere tratamiento médico urgente.

Nariz

– La mucosidad nasal espesa y verdosa (rinorrea persistente) requiere la realización de una fibroscopia para descartar la afectación de estructuras vecinas, como el ojo y la cavidad craneal, en caso de complicación.

– La obstrucción nasal de un único lado de la nariz, asociada a dolor de cabeza y/o hemorragia nasal, requiere la realización de una fibroscopia para descartar malignidad.

– La mucosidad nasal de un único lado de la nariz en un niño durante semanas de evolución puede esconder un cuerpo extraño nasal que ha pasado inadvertido.

– La pérdida de olfato puede ser debida a poliposis nasal, a un tumor del nervio olfatorio o ser un síntoma de la enfermedad Covid-19.

Voz

– La voz engolada después de una amigdalitis aguda sugiere un abceso periamigdalino que requiere tratamiento quirúrgico.

– Los cambios en la voz persistentes, de más de dos semanas de evolución, deben ser evaluados para descartar malignidad a nivel de las cuerdas vocales.

– La sensación de falta de aire a nivel alto puede aparecer en tumoraciones asentadas en las cuerdas vocales, que se diagnostican mediante exploración endoscópica.

Boca/faringe

– El sangrado de boca o faringe requiere una exploración profunda para estudio y biopsia de úlceras de más de dos semanas de evolución.

– Los problemas para tragar persistentes (disfagia) pueden ser el primer síntoma de una enfermedad maligna a nivel de la faringe, laringe o entrada del esófago.

Cuello

– La aparición de ganglios en el cuello puede asociarse a enfermedades infecciosas de zonas vecinas. En caso de persistencia más de dos semanas, acuda a consulta para valoración.

– Las infecciones del cuello suelen requerir ingreso y tratamiento intravenoso con antibióticos y, de forma excepcional, drenaje quirúrgico urgente.

– La infección de las glándulas salivares (parotiditis/submaxilitis) requiere una valoración preferente para evitar complicaciones locales por obstrucción del flujo de la saliva.

 

El insomnio durante el confinamiento

,

En la actualidad, unos 3.000 millones de personas están bajo medidas de confinamiento en el mundo para evitar la propagación del coronavirus. Los individuos que están sometidos a estados de cuarentena son más propensos a desarrollar síntomas psicológicos como el estrés, el mal humor o el nerviosismo. En este contexto, uno de los desórdenes que afloran es el insomnio. “El cambio de las rutinas previas, la adaptación al teletrabajo, las incertidumbres laborales y la preocupación por la enfermedad en el entorno familiar son un caldo de cultivo para impedir el adecuado descanso nocturno”, destaca el Dr. Francisco Gilo, del Servicio de Neurología del Hospital Nuestra Señora del Rosario.

El sueño es un elemento fundamental para la salud del organismo: “Cuando este se ve interrumpido, se altera la capacidad de concentración, el control de los impulsos e, incluso, se puede ver distorsionado el sistema inmune, que sirve para regular el sistema defensivo del organismo”, abunda el neurólogo.

Un trabajo reciente, que analiza los efectos psicológicos de otros estados de cuarentena durante las pandemias víricas más relevantes desde el año 2000, observa que los factores que predisponen al estrés son la duración de la propia cuarentena por encima de 10 días, el aburrimiento y el aislamiento social, el miedo a la infección de la propia persona y de sus seres queridos, la posibilidad de sufrir desabastecimiento y la información insuficiente acerca del proceso.

Recomendaciones

Para tratar de solventar el insomnio durante este periodo de confinamiento que vive la población, el especialista del Hospital Nuestra Señora del Rosario recomienda seguir las siguientes pautas:

  • Establecer unas rutinas para el descanso y la alimentación.
  • Evitar el exceso de alcohol y de café.
  • Identificar y aceptar las preocupaciones.
  • Mantener la temperatura del domicilio no excesivamente elevada.
  • Practicar un poco de ejercicio físico.

Claves para controlar el estrés y la ansiedad durante el confinamiento

Ante la situación de alarma mundial generada por la pandemia por coronavirus (COVID-19), cabe plantearse qué consecuencias puede tener sobre la salud mental de la población y cómo paliarlas. La Dra. Laura Ferrando, psiquiatra del Hospital Nuestra Señora del Rosario y presidenta de la Asociación  Española de Psiquiatría Privada (ASEPP), responde a cómo gestionar el estrés durante el estado de confinamiento al que está sometida la ciudadanía en estas fechas y cómo enfrentar el impacto psicológico del mismo.

En primer lugar, según explica la especialista, “hay que tener en cuenta que cuando una situación de catástrofe afecta a un conjunto de población, el impacto psicológico sobre cada individuo es menor que si la misma afectara solo a determinados individuos”. De igual modo, las catástrofes naturales inducen menos consecuencias psicopatológicas que las provocadas directamente por el ser humano.

Los estudios preliminares que evalúan el impacto emocional de esta pandemia sobre la población general indican que, en la mitad de casos, se incrementan los niveles de estrés, y en la tercera parte aumentan los síntomas de ansiedad y depresión. Ser mujer, ser estudiante (teniendo en cuenta las consecuencias que sobre el curso académico se han generado) y padecer síntomas físicos específicos se han asociado a un mayor impacto psicológico y a mayores niveles de estrés, ansiedad y depresión.

Medidas preventivas para adultos

Por lo tanto, es importante tomar precauciones para cuidar nuestro estado emocional y, en esa línea, seguir una serie de medidas preventivas. A su juicio, respecto a las personas adultas, resulta recomendable:

  • Mantener una comunicación fluida con familiares y amigos, si no presencial, al menos a través de las vías de telecomunicación disponibles.
  • Seguir un estilo de vida saludable (alimentación, ejercicio, etc.).
  • Establecer rutinas que ayuden a mantener la actividad diaria.
  • Recurrir a las aficiones que cada uno tenga para sobrellevar los momentos difíciles.
  • Evitar el consumo de tabaco, alcohol u otras sustancias con efectos psicoactivos para atemperar las emociones.

“Se ha observado que una información actualizada y precisa mejora los síntomas de ansiedad, por lo que hay que procurar estar siempre bien informado acerca de lo que sucede, sin entrar en una sobresaturación que pueda resultar contraproducente”, apunta la Dra. Ferrando.

Pautas para los más pequeños

La situación adversa que estamos viviendo actualmente puede afectar a los más pequeños de la casa, induciendo modificaciones en su comportamiento: demanda de más atención, irritabilidad, agitación, etc. De ahí que, con respecto a los niños, la psiquiatra aconseje las siguientes pautas:

  • Mostrar comprensión ante las reacciones que los menores puedan manifestar.
  • Tener en cuenta que, en los momentos difíciles, los niños necesitan más atención que los adultos.
  • Mantener las rutinas y los horarios habituales, o facilitar unos nuevos si se ha modificado el entorno, en particular en lo relativo a actividades escolares y de aprendizaje.
  • Jugar con ellos, cuando sea posible.
  • Explicarles con claridad lo que sucede, de manera y forma adecuadas a su edad.
  • Siempre que sea posible, que permanezcan con sus progenitores o con las personas que los cuidan habitualmente. En caso de que no se pueda evitar la separación de las personas allegadas, hay que procurar que el menor mantenga con estas un contacto fluido a través de los medios disponibles.

En conclusión, la mejor prevención en salud mental ante esta pandemia, se basa, según la Dra. Ferrando, “en una buena comunicación entre las personas y en una información precisa y clara a los ciudadanos de lo que está sucediendo en todo momento”.